• Maite Urquiza

La misericordia de Dios vivida en grado extremo

Cuando hablamos de diseño, Wix te brinda todo lo que necesitas para destacar tu voz online para acaparar la atención de tus lectores. Descubre nuestras funciones principales.


En el Manuscrito C, Santa Teresita muestra con absoluta claridad su confianza en la Misericordia de Dios; ella que seguramente fue preservada desde su más tierna infancia y que murió entregándolo todo, se identifica con el publicano, con Magdalena:


“No me lanzo al primer puesto, sino al último. En vez de adelantarme como el fariseo, repito, llena de confianza, la humilde oración del publicano. Pero, sobre todo, imito la conducta de Magdalena. Su asombrosa, o mejor, su amorosa audacia, que encanta el corazón de Jesús, seduce el mío”


La oración del publicano es la oración del que se reconoce pecador; la audacia de Magdalena es enjugar los pies a Jesús con el perfume del arrepentimiento.

¿Qué tanto experimentamos la Misericordia de Jesús en la confesión?



0 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

La noche de Navidad de 1886, cuando Teresita tenía 13 años, al volver de la Misa de Gallo con su padre y sus hermanas, “la fuente” de sus lágrimas “se secó” y se le concedió la gracia de salir de la i

El 2 de enero de 1889, justo el día en que Teresita cumplía 16 años –ya en el Carmelo y a ocho días de su toma de hábito—, escribe en una carta dirigida a su hermana Paulina (Sor Inés de Jesús) que es